EL MEJOR REGALO ES EL PERDÓN (Dia de oracion Cuaesmal del Personal de Mantenimiento Colegio de Manresa)

1forgiveness

Para todos nosotros, es bueno reflexionar sobre lo que realmente la Cuaresma nos invita a hacer. La Cuaresma se encuentra en un tri-pod: oración, limosna y ayuno. Más que en cualquier otra época del año, se nos pide que oremos, demos limosna y ayunemos durante este tiempo de Cuaresma.

5forgiveness

7forgiveness

 

6forgiveness

El personal de Mantenimiento del Colegio Manresa tuvo su Recogimiento Cuaresmal el pasado 4 de abril con el P. Joseph "Jolan" D. Landero como facilitador. El tema del recogimiento es, "PERDÓN Y RECONCILIACIÓN".

El P. Jolan hace hincapié en la palabra "oración". Dijo que la Cuaresma es un tiempo de oración. Es decir, una temporada para una mejor oración. No se trata de multiplicar nuestras oraciones, sino de enfocarnos en la calidad de nuestra oración para ser ofrecida a Dios. Nuestra oración debe echar raíces en nuestros corazones para guiarnos por el camino recto. El camino del perdón y la reconciliación.

La oración nos ayuda a profundizar nuestra relación con Dios, así como en nuestra relación con los demás. Si se me permite decir, la mejor oración que podemos ofrecer a Dios en este tiempo de Cuaresma es la oración por el perdón. Cuando oramos la oración por el perdón, alabamos a Dios que es rico en misericordia. Además, expresamos nuestra fe en Dios que está amando a pesar de nosotros.

Dios nos ha dado el mejor regalo, Su perdón. El mejor regalo que podemos ofrecerle es nuestra oración por el perdón. ¿No es nuestra vida, un regalo de perdón? Dios sabe cuán malvados somos, pero todavía nos da vida todos los días. ¿No es la presencia de todos y cada uno en nuestra vida, un signo de perdón? Dios nos bendice con esto porque Él es rico en misericordia.

     Queridos hermanos y hermanas, reconozcamos siempre que el mejor don que Dios nos ha dado es el perdón y la mejor oración que podemos ofrecerle es nuestra oración por el perdón. Que nos perdonemos a nosotros mismos para que nos perdonemos unos a otros. Pidamos a Dios que mantenga el PERDÓN siempre vivo en nuestros corazones.